Descubriendo Tandil en un fin de semana

04

Oct
2017

Descubriendo Tandil en un fin de semana

Posted By : admin/ 62 0

La ciudad que vio nacer al presidente argentino Mauricio Macri y a tenistas como Juan Martín Del Potro y Juan ‘Pico’ Mónaco se ubica en la provincia de Buenos Aires y tiene encantos capaces de seducir a todos los seres del planeta.

No es fácil armar un nido en árboles repletos de naranjas que, con un poco de viento, se desprenden con fuerza sacudiendo las ramas y generan un movimiento incesante en las hojas. Pero soy un ave curiosa y me gusta contemplar el ir y venir de la gente que, a diario, recorre el centro de Tandil, la localidad bonaerense que no solamente es famosa por las personalidades que nacieron en ella sino también por sus hermosos paisajes serranos y su tradición en la elaboración de quesos, chacinados y embutidos.

Hoy, por ejemplo, el sol me animó a posarme por un rato en uno de los bancos de la Plaza Independencia y desde allí divisé a una pareja que salía muy alegre de un hotel ubicado en las inmediaciones de este espacio verde que queda a escasos metros de la Parroquia del Santísimo Sacramento.

Tanto entusiasmo reflejaban estos enamorados que no dudé en reconocerlos como turistas y, volando bajito, fui tras sus pasos para saber qué paseos iban a realizar. En un primer momento pensé que se iban a limitar a ver las propuestas de los negocios céntricos, pero pronto emprendieron la caminata hacia el Dique del Fuerte. En el lago aproveché para tomar un poco de agua mientras ellos, que según entendí se llamaban Virginia y Pablo, se sacaban fotos y descansaban con la vista perdida en ese paisaje increíble.

La travesía continuó por un sendero que desemboca en el Castillo Morisco. A esa altura, mis amigos estaban un poco cansados: yo, en cambio, agité mis alas y en cuestión de segundos gozaba de una vista fantástica de la ciudad desde la torre más alta. Una caminata por el Parque Independencia marcó el final de esa excursión, ya que aunque mi idea era seguir explorando los atractivos de Tandil, su plan era otro: terminar el sábado degustando una picada y bebiendo cerveza artesanal.

Ninguno de los dos supo que los acompañé durante todo el día, por eso definieron el circuito para mañana sin sospechar que los oí. Si no llueve, Virginia y Pablo visitarán el Monte Calvario, intentarán llegar a pie hasta el Monumento a Don Quijote de la Mancha y harán la clásica excursión hasta la afamada piedra movediza antes de ponerle punto final a este fin de semana en Tandil.

Leave your comment

Please enter comment.
Por favor ingresá tu nombre
Por favor escribí tu correo electrónico
Please enter a valid email address.